ENVÍO GRATUITO A TODA LA PENÍNSULA A PARTIR DE 20€

Hidratación y deshidratación

     
 

Un jugador de esports puede pasar al día alrededor de diez horas delante del ordenador. Es muy importante que al igual que en otra jornada laboral o deporte el jugador se mantenga bien hidratado.

Una adecuada hidratación del cuerpo es un requisito absoluto para la salud y es esencial para la vida misma. El agua sustenta muchas reacciones químicas vitales del cuerpo y mantiene las funciones corporales correctas.

A continuación, vamos a resaltar algunos de los beneficios de una correcta hidratación, aunque hay alguno más:

  • Cerebro: Una hidratación adecuada es importante para el correcto funcionamiento del cerebro. Cuando estamos bien hidratados, las células cerebrales reciben mejor sangre fresca cargada de oxígeno y el cerebro permanece alerta. La deshidratación leve, una pérdida de peso corporal del 1% al 2%, puede afectar la capacidad de concentración. La pérdida de más del 2% del peso corporal debido a la deshidratación puede afectar la capacidad de procesamiento del cerebro y afectar la memoria a corto plazo.

  • Células: La hidratación en el cuerpo es importante para transportar carbohidratos, vitaminas, minerales y otros nutrientes importantes y oxígeno a las células. Las células luego producen energía para que el cuerpo funcione. Además, la hidratación facilita la eliminación de los productos de desecho del metabolismo, permitiendo la correcta función química celular.

  • Piel: La piel constituye una defensa frente a agentes patógenos y contribuye a prevenir el desarrollo de procesos infecciosos y alérgicos. Algunas personas creen que una buena hidratación ayuda a humedecer los tejidos corporales y preserva la elasticidad, suavidad y coloración de la piel, aunque esto no se ha investigado adecuadamente.

  • Temperatura: El agua corporal tiene un papel importante como termorregulador, regulando la temperatura corporal general ayudando a disipar el calor. Si el cuerpo se calienta demasiado, el agua se pierde a través del sudor y la evaporación de este sudor de la superficie de la piel elimina el calor del cuerpo. La transpiración es la forma más eficaz de que el cuerpo se prevenga del sobrecalentamiento.

De tal forma que una buena hidratación tiene estos beneficios también encontramos a nuestra enemiga: la deshidratación.

La deshidratación ocurre cuando el cuerpo pierde más agua de la que ingiere. A menudo va acompañada de alteraciones en el equilibrio de sales minerales o electrolitos del cuerpo, especialmente alteraciones en las concentraciones de sodio y potasio.

La deshidratación se puede producir por diarrea, vómitos, micción excesiva, transpiración y por fiebre o quemaduras. Las consecuencias son las siguientes:

  • Reducción en el rendimiento físico y cognitivo.

  • Dificultad de concentración e irritabilidad.

  • Aumento de la presión arterial y afectación a las funciones cardiovasculares.

  • En casos de deshidratación extremos se puede producir la muerte.

 
Autor:
Alejandro Guzmán Ríos.
    
Web: www.alexguzmanrios.com
Instagram: @alexguzmanesports
Twitter: @AlexGR94